Hombre es detenido luego que intentará secuestrar a una niña de 12 años: Impacto tras que se conociera sus antecedentes

Detienen al “psicópata de los calzones” tras intento de secuestro en Los Ángeles. ¡Descubre todos los detalles de su captura!

PDI

La Fiscalía de Los Ángeles ha confirmado la detención de un hombre que intentó secuestrar a una niña de 12 años en la ciudad de Los Ángeles, región del Biobío.

El individuo, identificado como José Miguel Roa Chávez, de 35 años, es conocido localmente como el “psicópata de los calzones”. Roa Chávez había sido previamente condenado por múltiples delitos contra mujeres, incluidas menores de edad.

En 2013, Roa Chávez fue condenado a 19 años de prisión. Sin embargo, su sentencia fue posteriormente reducida, y hace unos meses había recuperado su libertad. Ahora, tras su reciente detención, será formalizado tras haber admitido el delito.

Detalles del intento de secuestro

El pasado 29 de mayo, Roa Chávez se acercó en un vehículo a una niña de 12 años en la calle Arauco, en Los Ángeles. La engañó llamándola por su nombre para convencerla de subir al auto, alegando que la llevaría a su casa. Sin embargo, la niña se dio cuenta del desvío del camino hacia la villa Coigüe, en la comuna de Negrete, y logró escapar. Pidió ayuda a un automovilista en la carretera, quien la llevó de vuelta a Los Ángeles.

La denuncia fue realizada posteriormente, lo que permitió a los detectives de la Policía de Investigaciones (PDI) detener a Roa Chávez el martes pasado por el delito de sustracción de menores. La sorpresa fue grande al descubrir que se trataba del conocido “psicópata de los calzones”.

Historia del “psicópata de los calzones”

El 18 de abril de 2012, Roa Chávez fue arrestado en Coigüe, a 23 kilómetros de Los Ángeles, en relación con un caso de abuso sexual. Durante el allanamiento, los detectives encontraron más de 500 calzones en su dormitorio, lo que le valió el apodo de “psicópata de los calzones”.

En octubre de 2013, el Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de Los Ángeles condenó a Roa Chávez a 19 años de prisión por cinco abusos sexuales, 16 robos con violencia e intimidación, y 10 delitos de receptación entre 2011 y 2012, sumando un total de 36 casos de mujeres víctimas.

La Corte de Apelaciones de Concepción redujo su pena a 10 años en 2014. En 2018, Roa Chávez obtuvo la libertad condicional por buena conducta, habiendo cumplido seis años de su condena.