"Ella entró un día y no volvió más": El desgarrador mensaje de Marisela Santibáñez a su hija - Central Noticia

“Ella entró un día y no volvió más”: El desgarrador mensaje de Marisela Santibáñez a su hija

La despedida de Marisela Santibáñez a su hija Rafaela fue una noche inolvidable para la diputada.

Hoy se cumplen 12 años desde que Rafaela, la hija de la diputada Marisela Santibáñez, partió de este mundo a los 7 años después de una valiente lucha contra la leucemia. La madre rememora con emoción los últimos minutos junto a su pequeña.

“A las 11 de la noche del día 27 de junio, con el papá de la Rafa sabíamos que sus órganos ya no reaccionaban. Con el último impulso que le dieron a su corazón, ya no reaccionaba. Y decidimos ‘no más’”, relató Marisela en el programa Podemos Hablar (CHV).

Santibáñez dijo que al tomar esa definición, “la Rafita a las 11 de la mañana, de aquí a 12 horas, no va a estar”.

El 28 de junio de 2011, a las 11:25 de la mañana, Rafaela falleció en el Hospital San Juan de Dios después de 40 días de arduo tratamiento contra el cáncer.

Duro momento

La despedida de Marisela Santibáñez a su hija Rafaela fue una noche inolvidable para la diputada. Con la decisión tomada, se acercó a su querida hija y le dedicó palabras que perdurarán en su corazón. El recuerdo de ese momento la acompaña y sigue emocionándola a lo largo de los años.

“Ahí le tomé los pies a la Rafaela y le dije: ‘bueno, hija mía, no piense en la mamá…’”, comentó la ex presentadora de televisión.

Explicó que para ella, un niño que sufre como lo hacía su hija, ”se aferra a la vida” al sentir el dolor de la mamá, cuando ésta le dice “hijo mío no te vayas”. Y su pequeña estaba sufriendo.

“La vida es un regalo y yo a la Rafaela le regalé la vida. Y eso es lo que sentí… ‘Hija mía, haz con tu vida lo que quieras. Vuela, haz lo que quieras. Pero no te quedes acá por el dolor que te provocamos quienes estamos, egoístamente, no sufriendo lo que ella sufría”, relató con voz quebrada.

“40 días. Nunca volvió a su casa. Nunca volvió a su colegio. Ella entró un día y no volvió más”, recordó.

Artículos Relacionados